jueves, 8 de enero de 2009

Ecocidio en Morelos si se construye la vía Lerma-Tres Marías: activistas

ELIZABETH CUEVAS VILLALOBOS
La Jornada Morelos

CUERNAVACA. Al retomar la lucha contra la construcción de la carretera Lerma-Tres Marías, organizaciones ambientalistas establecieron la necesidad de que el gobierno estatal tome en cuenta las propuestas alternativas del proyecto que disminuyen el deterioro ecológico en la zona norte de la entidad.
Luego de que en julio pasado se aprobara la construcción de la carretera que afectará gran parte de las reservas ecológicas de Huitzilac –22 mil especímenes de pino, encino y oyamel serán talados–, Flora Guerrero, de Guardianes de los árboles, expresó que es necesario que las autoridades tomen en cuenta la posibilidad de bordear la orilla de la ciudad para evitar que dicha vía de comunicación atraviese la mayor parte de la zona boscosa.
“De tal manera, se limitaría el lado del bosque para que sea una carretera confinada, a fin de que la parte de la zona ecológica no tenga entradas más que por los asentamientos urbanos”, explicó.
Aunque la Secretaría de Comunicaciones y Transportes alega que esta propuesta es inviable, debido a las prolongadas pendientes que se presentan en Cuernavaca, para los ambientalistas es importante que se analice el nuevo proyecto en las mesas técnico científicas planteadas por el gobierno federal.
Flora Guerrero recordó que diferentes organizaciones ambientalistas, así como especialistas, han documentado las graves afectaciones que representará para el medio ambiente la construcción de esta carretera que conectará a Morelos con el estado de México.
Por ello, comunidades indígenas del estado de México y Morelos, al igual que investigadores y académicos analizan las propuestas alternativas que eviten daños en las reservas territoriales de Huitzilac.
La ambientalista insistió en que la construcción de esta vialidad traerá graves consecuencias en el medio ambiente, porque la reserva ecológica está en riesgo de perderse en un lapso de 30 años en caso de continuar el desmedido crecimiento urbano.