sábado, 20 de marzo de 2010

Incurre ayuntamiento en delito ambiental

Debe contar con licencia para que funcione como centro de transferencia temporal : Fernando Bahena
Habilitó un tiradero a cielo abierto en la colonia Revolución
Las autoridades municipales de Cuernavaca están incurriendo en un delito ambiental, al haber habilitado de manera ilícita un basurero a cielo abierto en la colonia Revolución, tras la clausura del relleno sanitario de Loma de Mejía, sostuvo el encargado de despacho de la Comisión Estatal de Agua y Medio Ambiente (CEAMA), Fernando Bahena Vera. En caso de no iniciar el procedimiento para contar una licencia, que permita su funcionamiento como un Centro de Transferencia Temporal podrían hacer acreedores a sanciones.
Cabe señalar que luego de haber clausurado el relleno sanitario de Loma de Mejía, y al buscar la cancelación de la concesión con la empresa PASA por incumplimiento de medidas de remediación, el ayuntamiento habilitó de manera ilícita un tiradero a cielo abierto, en la colonia Revolución, justo a espaldas del rastro municipal.
Al respecto, en entrevista el funcionario estatal estableció que hasta el momento dicha acción representa un delito ambiental, aun cuando se trata de un espacio municipal, porque no cuenta con la autorización correspondiente.
“Mientras no tenga una autorización, sí”, respondió ante la pregunta expresa: ¿el ayuntamiento está cometiendo un delito al improvisar un tiradero a cielo abierto?; dicha falta implica severas sanciones, tal es el caso de un pago de mil salarios mínimos, entre otros.
En este sentido, explicó que en el Reglamento de la Ley Estatal de Residuos Sólidos Urbanos, en uno de sus apartados autoriza la apertura de un Centro de Transferencia Temporal, siempre y cuando se cumplan algunos requisitos.
Sin embargo, dijo que desde el momento que detonó la contingencia ambiental y que trascendió la decisión del presidente municipal Manuel Martínez Garrigós (de trasladar la basura en el sitio antes citado), se buscó un acercamiento con el municipio para informar el tipo de proceso que se debió haber iniciado antes de cerrar el relleno.
De tal forma que se informó que tendrían que solicitar la autorización para la instalación de ese centro, y también se les indicaron los requisitos que habrían de cumplir.
Hay que mencionar que el tiempo que normalmente lleva este tipo de trámites es de al menos 30 días, en este sentido manifestó que el gobierno del estado, encabezado por Marco Antonio Adame Castillo, buscará colaborar.
“La CEAMA ha reiterado que estaría dispuesta y lista para dar una respuesta inmediata hemos dejado de ser espectadores y estamos tratando que se cumpla con las normas”, apuntó.
De igual forma, destacó que las autoridades municipales se comprometieron a entregar todos los requisitos para iniciar el procedimiento, como fecha límite hasta ayer, debido a que la contaminación que se está efectuando en esa zona es preocupante, porque no se ha tomado una sola medida.
Por otro lado, hay que recordar que dentro de las medidas emergentes que tomó el alcalde capitalino para cubrir la parte de recolección de basura, fue la habilitación del parque vehicular oficial para este tipo de trabajo.
El encargado de la CEAMA mencionó que mientras estas unidades no salgan fuera del estado pueden transitar sin problema; no obstante, en el momento que tuvieran que trasladar los desechos sólidos a otro estado requerirán un permiso especial.